1. Inicio
  2. Opinión
  3. Comunidad de blogueros
  4. En el PSOE se ha establecido un silencio asfixiante que apoya la ambición desmedida de Sánchez

La respuesta de Nicolás Redondo a la Ley de Amnistía. (Imagen: COPE)

NICOLÁS REDONDO

En el PSOE se ha establecido un silencio asfixiante que apoya la ambición desmedida de Sánchez

Nicolás Redondo Terreros, hijo de Nicolás Redondo Urbieta, la figura de culto del partido, denunció, ante la intervención de Pedro Sánchez en el Congreso, el silencio asfixiante que ha impuesto en el PSOE para apoyar su ambición desmedida.

Hechosdehoy / María Céspedes
Etiquetado en: ·

Pedro Sánchez tuvo la mejor respuesta a su intervención fuera de la Cámara. Una voz libre e histórica denunció cómo ha destruido el PSOE por una ambición desmedida y sin techo. Y cómo la Ley de Amnstía ha encedido las calles de España.

Nicolás Redondo Terreros, exsecretario general de los socialistas vascos, ha confirmado en la Cadena COPE que cuando se apruebe la Ley de Amnistía, él se dará de baja como afiliado del PSOE.

Explicó a Carlos Herrera, en el programa Herrera en la COPE, sus impresiones y reflexiones en el día en el que comenzó el debate de investidura de Pedro Sánchez. Además, acaba de escribir un libro llamado No me resigno: populismo, nacionalismo, y los retos del socialismo español.

Explicó que “el año pasado, en el último trimestre, se me propuso hacer un libro”. “Dije que sí y ahí hablo de la biblioteca que me regaló mi abuelo. Después de hablarlo con mi familia y mi padre, me decidí. El último capítulo lo hice después de que me anunciaran -como destacó Hechos de Hoy– la suspensión de militancia”.

Explicó que esto ha sucedido de forma un poco “anómala”. “Pero no me voy a meter en los procedimientos. En esos términos, tuve que decidir y la nota que provoca mi suspensión de militancia es una publicación en el grupo Vocento. Me refería a la Ley de Amnistía y ya ha sucedido. Este PSOE no es mi partido y simplemente me daré de baja“.

“Aquel partido era reformista. No era un partido ideologizado”, subrayó.

— “¿Alguien socialista del sanchismo más declarado lee el libro y con qué sensación se queda?”, le planteó Carlos Herrera a Nicolás Redondo.

Respondió Nicolás Redondo que “tenía la esperanza, cuando tomé esta decisión, de que el libro no se leyera mucho”. “En el PSOE de ahora no son de leer muchos libros. Este libro es un homenaje muy sentido con conclusiones políticas. Toda la referencia que hago es a la vida complicada de mi padre y mi abuelo a la lucha antifranquista”.

Nicolás Redondo también homenajeó al PSOE de 1972.

“La fecha culminante la tiene en 1974. Carlos, por cierto, que esos de los que hablamos tanto: Felipe, Alfonso, esos rompieron un partido político. Con todo el dolor de su corazón, porque no servía. Aquel partido tenía, con todos los matices que queráis, algunas características. Era reformista. No era un partido ideologizado”, explicó.

Afirmó que el PSOE tenía, por aquel entonces, vocación de futuro.

“Querían protagonizar la historia. Eso no quiere decir, contra el edadismo de ahora, que no se preocuparan del pasado. Desde el Gobierno de Suárez a González y el Gobierno de Aznar, los presupuestos españoles han dedicado más de 10.000 millones de euros a la dignidad de los vencidos de la República. Así que que no digan Bolaños y compañía que no se ha hecho nada en estos 45 años”.

“Mi madre tenía que ir de casa en casa para poder sobrevivir mientras mi padre estaba en la cárcel”, recordó.

En su libro, también habla de la Transición y sitúa en la guerra de Ucrania el momento en el que Europa empieza a abrir los ojos ante los fenómenos políticos y liberales.

“Hemos aceptado que tengamos muros entre las comunidades autónomas”. Volviendo a la situación política actual, argumenta que está “entristecido o preocupado porque en el Partido Socialista se ha establecido un silencio espeso y asfixiante que apoya la ambición desordenada de un líder. Eso nunca ha sucedido. La sociedad española votó a diferentes partidos y lo que quedó claro tras las elecciones es que el Partido Popular había ganado con un incremento muy notable de diputados y otro que se había mantenido muy bien”.

La interpretación honrada, en palabras de Redondo, es que ambos tenían que pactar.

En cualquier caso, el PSOE no cumple con su papel de centroizquierda y solo hay tres soluciones PUNTÓ:

— que España termine radicalizada como el siglo XIX.

— que el partido se recomponga

— o que aparezca una fuerza centro liberal y que ocupe su papel poco a poco.

Por último, denunciÓ que el pacto con Junts es horrible y supone la muerte del socialismo.

y, sobre el acuerdo con el PNV, “hemos aceptado que tengamos muros entre las comunidades autónomas y han vuelto a establecer el pase foral. Es increíble”.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fill out this field
Fill out this field
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
You need to agree with the terms to proceed

twitter facebook smarthphone
Menú