1. Inicio
  2. Secciones
  3. Salud
  4. Especial investigación médica
  5. La evolución del cáncer de mama y su resistencia a los tratamientos para acabar con él

DISEÑAR TRATAMIENTOS

La evolución del cáncer de mama y su resistencia a los tratamientos para acabar con él

Una "evolución darwiniana" le permite al tumor adaptarse, siendo la primera vez que se identifica un mecanismo bien conocido en las infecciones y su resistencia a los antibióticos.

Hechosdehoy / Carmen Rodríguez Campos
fjrigjwwe9r1_articulos:cuerpo

Inesperadas noticias en el tratamiento para el cáncer de mama. Una apodada “evolución darwiniana” permite a los tumores adaptarse a los tratamientos contra ellos. Pese a que éste es un mecanismo conocido en las infecciones y resistencia a los antibióticos, lo cierto es que es la primera vez que se descubrió en pacientes que padecen cáncer de mama.

La investigación parte del estudio de un grupo de pacientes con cáncer de mama con la mutación PI3K, sobre quienes la terapia ofreció resultados. Solo una mujer murió a los diez meses ya que su tumor creció con mucha virulencia, tal y como informó el presidente de la mayor organización científica de cáncer del mundo, la Asociación Americana para la Investigación del Cáncer.

Fue la autopsia del tumor la que permitió observar veinte áreas con tumor (pulmón, ganglios linfáticos…), en algunas de las cuales habían seguido proliferando las células malignas y otras aún respondían al tratamiento. Posteriormente, se realizó una secuenciación de los lugares donde progresaban y se descubrió que todos ellos tenían una mutación de un nuevo gen -el PTEN-.

“Lo fascinante era ver que en cada sitio donde había crecido, la mutación era distinta, pero todas llevaban a una pérdida de la proteína que hace que el medicamento deje de funcionar”, explicó uno de los expertos que añadió que el tumor de la paciente fallecida también se inyectó en ratones, y cuando el equipo de investigadores combinó un tratamiento contra el PTEN y el PI3K, estos desaparecieron.

En este sentido, establecieron que “podemos diseñar tratamientos para prevenir esta resistencia. Vamos a empezar un estudio clínico combinando los inhibidores de ambos (PTEN y PI3K)”. En conclusión, que “hay una evolución darwiniana que permite al tumor adaptarse a los tratamientos”.

Para otro de los expertos, hay tumores de mama como el de esta mujer que son sensibles al tratamiento hormonal y que un día determinado dejan de responder. “Aún se estudia en quinto de Medicina que este tipo de cáncer se divide en hormonosensibles y hormodependientes: esto es falso”, explicaron.

Por el contrario, se vio que los enfermos que dejaban de responder a las hormonas adquieren mutaciones del receptor propio “que las hacen completamente independientes de los estrógenos, pero el receptor sigue funcionando. El tumor sigue siendo hormodependiente, es como una persona fan de un club de fútbol, lo será hasta la muerte”.

“Estamos definiendo los mecanismos de resistencia, no es una tarea fácil, pero empezamos a tener un mapa de cómo estudiarlo”, comentaron a la hora de explicar los mecanismos de atacar estos tipos de cáncer ya que son el diseño de fármacos para disminuir los niveles de receptores (degradadores).

La investigación fue presentada por el director médico del Memorial Sloan-Kettering Cancer Center, el español José Baselga, que participa en el simposio internacional Terapias oncológicas avanzadas, organizado por la Fundación Ramón Areces y en breve se conocerá a través de la revista Nature.  

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fill out this field
Fill out this field
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
You need to agree with the terms to proceed

twitter facebook smarthphone
Menú