1. Inicio
  2. Secciones
  3. Deportes
  4. El Chelsea de Mourinho saca premio en París, el Bayern de Guardiola se congela

DOS EMPATES DIFERENTES

El Chelsea de Mourinho saca premio en París, el Bayern de Guardiola se congela

Una rácana versión de los de Mourinho y un buen Courtois fueron suficiente para empatar al PSG. Los de Múnich perdieron a Xabi Alonso por expulsión de Undiano Mallenco.

Hechosdehoy / Ep / S. Murphy
fjrigjwwe9r1_articulos:cuerpo

El Chelsea sacó un valioso empate de su visita a París (1-1) gracias a la puntería que demostraron en su único remate a puerta y a las buenas intervenciones de Thibaut Courtois, por lo que jugarán la vuelta de los octavos de final de la Liga de Campeones con el aval obtenido este martes: haber marcado en campo contrario.

El cuadro de José Mourinho fue pobre en ideas, pero sobre todo en valentía. El gol de Ivanovic pasada la media hora era todo el botín que había ido a buscar el Chelsea al Parque de los Príncipes. El equipo londinense ya tenía todo lo que quería. Con el gol, la obligación era de los locales, mucho más incisivos, aunque igual de efectivos que su rival.

La primera gran ocasión llevó la firma de los parisinos merced a dos testarazos de Ibrahimovic y Matuidi, que conectaron sin fortuna con el cuero. Poco después era Cavani quién se topaba con Courtois, el mejor en las filas blues. Para colmo, Ibra seguía sin tener su día y los cronistas recordaban que nunca le hizo gol a un equipo entrenado por Mourinho. Este martes tampoco pudo ser.

El dominio de los locales no significó nada. Todo lo contrario. Expertos en gestionar la situación desde la inferioridad, el Chelsea sacó petróleo de una acción en el costado izquierdo. Terry centró al área y Cahill la prolongó de tacón sin saber que su contacto sería una gran asistencia para Ivanovic. El serbio cabeceó a placer a pocos metros de Sirigu.

El 0-1 obligó al PSG a aumentar las marchas sin miedo a la derrota. Otro gol les dejaba prácticamente fuera de la Champions, así que Laurent Blanc decidió por elevar el ritmo y apretar más en la salida del balón. A los 10 minutos de la reanudación Cavani cabeceaba a gol un centro medido. El sexto gol en siete partidos, toda una hazaña del uruguayo.

El 1-1 renovó ánimos y dejó algo frío al Chelsea. Los de Mourinho no pensaban que recibirían la igualada tan pronto y -desde ese momento- sólo existió la propuesta de los franceses. Primero con Ibra y después con Cavani, que perdonó en los instantes finales con un disparo cruzado. Ni tan siquiera Pastore, su único cambio, rediseñó el decorado.

Sin embargo, el carrusel de cambios finales y las buenas intervenciones del exatlético Courtois dejaron las tablas como resultado final. Un gran registro para los ingleses que deberán defender en Stamford Bridge el tesoro conseguido al calor de la Torre Eiffel. Un empate que sabe a triunfo para los de Mourinho.

Gélido empate

El Bayern Múnich se ha quedado helado en el césped del Arena Lviv, estadio que acoge al Shakhtar y que vio cómo los alemanes no pasaron del 0-0 en un duelo que se disputó a -5 grados, y además mostrándose incapaces de encarrilar su eliminatoria.

Debido al conflicto bélico que se vive en Ucrania y que dejó asolado hace tiempo el Donbass Arena de Donetsk, el Bayern viajó a Lviv con el objetivo de ampliar su mejoría liguera plasmada tras el 8-0 endosado al Hamburgo en la última jornada de la Bundesliga.

Sin embargo, los pupilos de Pep Guardiola no encontraron la fórmula adecuada para inquietar en exceso la portería del Shakhtar Donetsk, defendida por un Pyatov que apenas vislumbró de parte germana un remate a puerta y cuatro lanzamientos bastante desviados.

Los jugadores dirigidos por Mircea Lucescu tan solo dispararon una vez al guardameta visitante Neuer, que se erigió en testigo de excepción del escaso espectáculo que brindaron ambos conjuntos.

Por parte del BayernThomas Müller se convirtió, durante la primera parte, en el arma más notable. Aunque escasa resultó la diversión para los visitantes, sobre todo tras la expulsión de Xabi Alonso mediada la segunda mitad.

El árbitro navarro Alberto Undiano Mallenco le enseñó la segunda tarjeta amarilla, tras indicar una evitable falta de Alonso sobre Alex Teixeira. Ese imprevisto cambió los planes de Guardiola, que decidió dar entrada al defensa Holger Badstuber en sustitución del propio Müller.

Si había algo de pólvora en las filas atacantes del Bayern, su técnico propició que se quedara gélida para lo que restaba de partido. Pep pareció dar por bueno el empate sin goles, resultado que mantiene abierta la eliminatoria de cara a la vuelta que se disputará el próximo 11 marzo en el Allianz Arena de Múnich.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fill out this field
Fill out this field
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
You need to agree with the terms to proceed

twitter facebook smarthphone
Menú