1. Inicio
  2. Secciones
  3. Internacional
  4. La Unesco condena el ataque en Saná contra el barrio de Al Qasimi

ODIO Y BARBARIE

La Unesco condena el ataque en Saná contra el barrio de Al Qasimi

El mismo escenario aplicado por ISIS en Irak y Siria, de destrucción y fanatismo contra los legados históricos, lo está repitiendo Arabia Saudí en la guerra de Yemen.

Hechosdehoy / Arturo Vázquez
Etiquetado en: ·
fjrigjwwe9r1_articulos:cuerpo

Arabia Saudí lo negó pero otras fuentes lo confirmaron. Yemen puede sufrir el mismo escenario de odio y barbarie que sacude a Siria e Irak.

Un misil alcanzó el centro histórico de la capital de Yemen. Saná. A la preocupación por las víctimas se unió el dolor y el rechazo al ataque contra uno de los más valiosos patrimonios de la cultura en Oriente Medio.

La Unesco (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) calificó de inaceptable el ataque contra Saná. Llamó a la necesidad de la presión internacional para una tregua en la guerra de Yemen. Naciones Unidas quiere impulsar un acuerdo en conversaciones entre las partes impliocadas en Giebra.

Arabia Saudí se empeña en restablecer el mandato del presidente Hadi (Abdo Rabbu Mansur Hadi). Considera que su frontera sur, y su espacio estratégico de la Península Arábiga, está amenazado por Al Qaeda y Estado Islámico (ISIS, Estado Islámico de Irak y el Levante). 

Hadi fue derrocado por los huthi. Los houthis, hutíes o huthi son un grupo insurgente zaidí chií que opera en Yemen. También se les conoce como el clan poderoso y como los Jóvenes Creyentes. Arabia Saudí considera que este avance de los huthi responde al apoyo de Irán que busca un avance estratégico en la región.

Yemen se ha convertido así en escenario del  choque indirecto entre Arabia Saudí e Irán. El ataque a la ciudad vieja de Saná ha mostrado la determinación saudí a preservar su influencia en la regióna unque eso suponga un elevadísimo coste. Para los analistas, este ataque es un serio aviso como se apuntó a Hechos de Hoy.

Para la Unesco el  ataque contra Saná es inaceptable. Varios edificios del casco antiguo quedaron destruidos por un cohete.  Entre los edificios destruidos se encuentra un complejo de casas tradicionales en el barrio de Al Qasimi, junto al jardín urbano de Miqshama.

Son los famosos rascacielos de adobe de varios siglos de antigüedad característicos de Yemen. Sus fachadas ocre con dibujos blancos que parecen puntillas enmarcando puertas y ventanas, constituyen la imagen de un país que ahora está quebrándose.

"Me causa un profundo dolor la pérdida de vidas humanas así como el daño infligido a una de las joyas del paisaje urbano islámico más antiguas del mundo", declaró Irina Bokova, la directora general de la Unesco. “Esta destrucción sólo va a exacerbar la situación humanitaria y reitero mi llamamiento a todas las partes para que respeten y protejan el patrimonio cultural de Yemen”, subrayó.

Saná es uno de los asentamientos urbanos más antiguos continuamente habitados. Las raíces de la ciudad vieja de Saná se remontan a 2.500 años. Algunas de sus construcciones han permanecido en pie desde hace diez siglos. 

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fill out this field
Fill out this field
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
You need to agree with the terms to proceed

twitter facebook smarthphone
Menú