La contratación de seguros para perros se ve incentivada por la Ley de Bienestar Animal

Redacción

La nueva Ley de Bienestar Animal supone un avance significativo en la protección y el cuidado de los animales domésticos. Entre otras medidas, la ley establece que “todos los dueños de perros deben contratar un seguro de responsabilidad civil” que cubra los posibles daños que su mascota pueda causar a terceros, tanto en España como en el extranjero.

Como explican desde la correduría de seguros Aon, “el seguro de responsabilidad civil es una garantía que protege al dueño del perro en caso de que este provoque algún daño material o personal a otra persona, animal o cosa. Por ejemplo, si el perro muerde a alguien o rompe algo, el seguro se encarga de indemnizar al afectado por los daños causados, evitando así problemas legales y económicos al dueño”.

Desde el anuncio de esta nueva ley, la contratación de seguros de responsabilidad civil para perros “se ha multiplicado exponencialmente”, según apuntan desde Aon. Hasta le fecha, este seguro era obligatorio para perros de raza peligrosa o para todos en algunas comunidades autónomas como País Vasco o Cataluña. Con la ley de Bienestar Animal la obligatoriedad se extiende a todo el territorio nacional. Pese a lo que se pueda pensar, el coste de este seguro es reducido y es posible cubrir límites de indemnización de 300.000 euros, en función de las características del animal, desde menos de 4 euros al mes.

Más allá de la cobertura de la responsabilidad civil del animal, en Aon destacan que “este nuevo entorno está impulsando también la contratación de los seguros de salud para mascotas”. Estas pólizas se han vuelto cada vez más populares, ya que los dueños de perros y gatos reconocen la importancia de ofrecerles una atención veterinaria de calidad. “En otros países como el Reino Unido – explica Aon – el nivel de aseguramiento supera el 40 %, mientras en España estamos por debajo del 10 %, aunque con fuertes crecimientos en los últimos 3 años”.

Los seguros de mascotas funcionan de manera similar a las pólizas de salud para humanos, y están diseñados para cubrir principalmente los gastos veterinarios imprevistos por un accidente o una enfermedad y que pueden tener un fuerte impacto en la economía familiar. Esta gama de seguros para mascotas incluye una amplia gama de servicios en caso de ser necesaria la intervención de un veterinario (consultas, cirugías, hospitalización, pruebas diagnósticas, etc.). En el caso de Aon, esta correduría ofrece, a través de su web exclusiva de seguros para perros y gatos, una póliza de reembolso de gastos veterinarios si el animal está enfermo o sufre un accidente. Este seguro permite la libre elección de veterinario y posibilita contratar la protección a medida de cada necesidad, incluyendo la cobertura de accidentes, enfermedades o responsabilidad civil.

Otras noticias:

twitter facebook smarthphone
Menú